¿Eres antiguo cliente de Plazo? Accede aquí

Inicio / Blog / ¿Cómo ser más eficiente en los negocios, en el trabajo y en el hogar?

¿Cómo ser más eficiente en los negocios, en el trabajo y en el hogar?

La eficiencia es la capacidad de lograr los resultados deseados con el mínimo posible de recursos. Así lo define la RAE. Parece fácil, pero en el día a día muchas veces nos vemos desbordados por el sinfín de obligaciones que tenemos. En este artículo te vamos a mostrar una serie de consejos para que tengas en cuenta si buscas cómo ser más eficiente.

Cómo ser más eficiente en los negocios, en el trabajo y en el hogar

Aprovecha mejor el día y madruga

Si quieres saber cómo ser eficiente en la vida, empieza por lo más básico, levantarte temprano. Esto es algo que a muchas personas no les gusta, pero si duermes las horas suficientes por la noche no tendrás ningún tipo de problema en levantarte pronto. El truco sencillamente es acostarse antes para poder descansar el tiempo suficiente.

Despertarse temprano te permite aprovechar mejor el día, algo fundamental si te preguntas cómo ser mas eficiente en el trabajo. Tendrás tiempo para todo. Por otro lado, son muchos los estudios que señalan que el cerebro rinde mucho más por la mañana, por lo que renidirás más, tomarás mejores decisiones y llevarás a cabo las tareas que te plantees en los negocios, en el trabajo y en el hogar.

Procura llevar un horario

En la medida de lo posible, es importante llevar un horario estricto. Es importante tener horas referentes para irse a dormir, trabajar, incluso descansar.

Con un horario establecido te podrás programar mucho mejor, cumplirás con tus objetivos y serás más eficiente. Que el horario sea flexible te permite adecuarte a los imprevistos que vayan surgiendo a lo largo de la semana, pero procura siempre ceñirte a lo establecido para poder seguir siendo productivo.

Si tienes un horario establecido, la hora de irse a la cama y despertarse será mucho más llevadera. También podrás programar mejor las tareas para antes o después de comer, dependiendo del tiempo que tengas disponible.

Aprende a priorizar

Saber priorizar las tareas es fundamental para poder establecer un orden en tu día a día. Algunas personas se encuentran con problemas cuando tienen muchas tareas que hacer, ya que se ven saturadas y se bloquean. Como resultado, no logran cumplir con los objetivos que se habían marcado y se frustran.

La clave para que esto no te suceda es saber priorizar en función de la importancia de cada tarea, la fecha límite o la sencillez para llevarlas a cabo. Si cuentas con el horario que hemos hablado en el apartado anterior, te resultará mucho más sencillo poder priorizar tareas para cada día de la semana. Reparte tus cometidos a lo largo de los días teniendo en cuenta las fechas límites y serás mucho más productivo y eficiente.

Procura mantener el orden

El orden personal es más importante de lo que muchas personas creen. Tener la casa ordenada, hacer la cama cuando te levantas o mantener el escritorio de trabajo organizado te permitirá ser mucho más efectivo.

En primer lugar, porque una imagen organizada te hace sentir mejor y también te ayudará a organizarte. Por otro lado, el desorden provoca estrés y el estrés es algo de lo que tenemos que huir si pretendemos ser eficientes en nuestro día a día.

No subestimes el tiempo que empleas en organizar todo el entorno por donde te mueves, desde tu casa hasta el puesto de trabajo. De esta forma te concentrarás con una mayor facilidad y podrás desempeñar cualquier cosa que te propongas de una forma mucho más eficiente.

Olvídate de la multitarea, no eres una máquina

Uno de los consejos más habituales que se le da a cualquier persona que busca ser eficiente, es concentrarse en una sola tarea. La multitarea está muy bien para las máquinas, pero una persona goza de una mayor concentración cuando está llevando a cabo una única tarea.

Esto lo puedes aplicar tanto en el trabajo como en la casa. Si te pones a trabajar en varios proyectos a la vez o te encuentras estudiando varias posibilidades en tu negocio, es probable que tengas menos éxito que si llevas a cabo estas tareas de una en una. Además, con la multitarea perderás mucho más tiempo que llevando a cabo tus tareas de una en una.

Por lo demás, ya lo sabes, a mayor concentración, mayor eficiencia. Para centrarte mejor en cada proyecto es fundamental recordar el apartado anterior sobre las prioridades. Céntrate primero en aquello más importantes y dedícale todos tus recursos, los resultados te darán la razón.

Haz listas y márcate objetivos

Finalmente, la mejor forma de que no se te pase nada es preparar listas y marcarte objetivos. Las listas y los objetivos son algo de lo más frecuente dentro del mundo empresarial. Contar con un objetivo establecido nos permitirá tener mucho más claro qué debemos hacer y cómo lo vamos a lograr. También te permitirá tener una referencia de todas la tareas pendientes y podrás relajar tu memoria.

Para ser aún más eficiente, te recomendamos que ordenes tu lista en función de las siguientes 4 categorías:

  1. tareas importantes y urgentes
  2. tareas urgentes pero no importantes
  3. tareas importantes pero no urgentes
  4. tareas no urgentes y no importantes

¿Te suena de algo este sistema? Se trata de la llamada Matriz Eisenhower y es muy útil para discernir entre lo que verdaderamente es importante y lo que no. Es decir, si aplicas este sistema a tus listas, te resultará mucho más fácil priorizar en función de la importancia y la urgencia de cada tarea.

Ahora que ya tienes todos los ingredientes, empieza a aplicarlos en tu día a día y verás que muy pronto lograrás ser más eficiente en los negocios, en el trabajo y en el hogar.

Volver al blog